Revista AXXIS -No. 185 / 2008

ESPACIOS CONTEMPORÁNEOS Págs. 126 – 130

En este apartamento, cada ambiente está inspirado en la perfección del diseño y en espacios donde nada falta y nada sobra. Los muebles que componen la sala principal son de fabricación alemana, marca Cor, tapizados en, de formas limpias y definidas. La alfombra es diseño exclusivo de Paola Lenti.

Este salón aledaño a la sala principal acoge la obra en madera de Teresa Sánchez, que cuelga del techo en un vano especial de ese espacio. El sofá tono crudo es italiano, tapizado en ultrasuede. Sobre este, cojines de chenil de colores crudos y naranjas.

En 35 años de carrera se acumulan muchas satisfacciones. Sin embargo, para el diseñador Rodrigo Samper, haber sido el artífice del diseño que exhibe soberbiamente este apartamento de tres niveles, ubicado en Bogotá, constituyó su gran reto y su creación más inolvidable. El y su equipo de trabajo, encabezado por el arquitecto José Alejandro Lizarazo, tardaron dos años largos en crear lo que vemos hoy. Esta impresionante vivienda se reveló ante los ojos de Samper como un lienzo en blanco, desde el cual pudo dar rienda suelta a su creatividad, tanto en la disposición del espacio como en la elección y puesta en escena de todo el mobiliario.

Sus clientes fueron muy exigentes y con muy buen gusto. Querían sentirse verdaderamente dueños de su casa, y por eso el objetivo fue más allá de decorar y disponer. “Ellos compraron dos apartamentos que unieron para crear uno nuevo. Se rediseñó absolutamente todo. Querían mucho espacio y ambientes muy contemporáneos”, explica Samper. De hecho, una de las grandes transformaciones que enorgullecen a Samper es la modificación total de la escalera, una creación escultórica, perfecta en medidas, iluminación y materiales. Alrededor de una imponente columna central de concreto abusardado, que atraviesa los tres volúmenes el apartamento, donde cada paso, enchapado en mármol, parece flotar porque se ancla al muro. La escalera no solo tiene una adecuada iluminación artificial sino también natural, gracias a una claraboya en el tercer nivel y que baña de luz toda esta pieza. Allí, en el último piso de la casa, están la terraza y un gimnasio.

Este enorme espacio se aprovechó para generar contraste entre la forma limpia, contemporánea y rectilínea de la mesa y las sillas tejidas en fibras naturales. El comedor de Cassina es de 12 puestos y comprende dos mesas cuadradas de 1.60 x 60 enchapadas en mocha, gracias al cual el vidrio luce café. Ambas mesas se pueden abrir para disponer de 16 puestos. Las puertas que rodean el comedor se corren, de tal forma que el espacio puede integrarse a la cocina. Este apartamento acoge en su primer nivel una inmensa sala principal. Allí recibe al visitante una obra de arte en madera de Teresa Sánchez. Cuelga del techo y sirve como muro divisorio de otro salón.

En este recinto se destacan los colores beige y blanco, que aumentan la sensación de tranquilidad. El mobiliario de diseños muy limpios y rectilíneos completa un panorama de formas geométricas exactas, y donde sobresale la perfección en cada rincón. Es de resaltar que a lo largo y ancho del apartamento las obras de arte constituyen un elemento esencial del diseño. Si bien los muebles y algunos accesorios son importados, los muros y espacios hacen honor al arte colombiano. Trabajos de artistas como Germán Botero, Catalina Mejía, Oscar Danilo Vargas, Aurora Cañero, Hugo Zapata, Isabel Rivera y Consuelo Gómez tienen un lugar especial en todos los ambientes.

Además del diseño y puesta en escena, sorprenden los materiales y las texturas trabajadas en el apartamento. Asombra, por ejemplo, el muro de la terraza del tercer nivel, hecho con diminutas piedras de río que llevan una resina en tableta y cuya textura es completamente lisa. Se destaca también la variedad de diseños en telas, cueros y alfombras de Paola Lenti que lucen sobre el piso de wengue africano. Todo esto forma un espectáculo visual y táctil, y produce la sensación de exclusividad.

Samper quería tener un espacio libre de columnas, pero por razones estructurales se usaron dos. Los materiales y las texturas de las paredes blancas con pañete a la vista y el steel deck visible en el techo crean una atmósfera industrial cálida y que hace un notable contraste con los jardines esquineros. El tapete se convierte en elemento conector gracias a una paleta de color con acentos grises, verde, lila y mostaza, que semeja una fusión entre lo industrial y lo natural. La entrada de luz del sol se genera en los muros de los costados, lo que refuerza esa calidez que se percibe y que permite al mismo tiempo ahorro de energía. Entre los objetos y muebles de la oficina se destacan las lámparas de Philips, la iluminación diseñada por la empresa High Lights y el mobiliario de Multiproyectos, que fue intervenido por Samper con maderas oscuras y vidrios de color para brindarle una apariencia estética más cercana.

En cuanto al escritorio está fabricado en madera flormorado tintillado. Su superficie descansa en dos cubos y en un mástil de acero que le da una apariencia flotante. Las sillas que lo acompañan son de los años treinta y de origen danés. Vista al jardín

En la última esquina del espacio se encuentra el escritorio de Samper, que está delimitado por dos muros de dryWall que ejercen algo de privacidad sin cerrar el ambiente. Al lado de esta área se halla el baño, que se presenta como un gran monolito cónico que divide al jardín en dos espacios diferentes. “Quería proyectar un volumen – acotado – con acabado rústico y que tuviera agua a su alrededor para darle una apariencia flotante” señala Rodrigo. En el baño resaltan la imagen de vinilo adhesivo de un frondoso árbol y un piso vestido con resina que está lleno de monedas de todas partes del mundo. “Para no olvidar que algún día voy a ser rico”, comenta en tono bromista el arquitecto. Finalmente, el lugar de distensión de la empresa se encuentra en la terraza, a la que se accede por un jardín esquinero que tiene adaptada una escalera de hierro en espiral. En este espacio se llevan a cabo las reuniones sociales de la empresa y se presenta como un área de relajamiento en la que los arquitectos pueden trabajar en días de buen clima. La intención es que el lugar se vista con una hiedra que envuelve todas las superficies de cemento y para que pueda integrarse de manera sutil con la naturaleza.

Los proyectos de Samper se caracterizan en general por una calidez envolvente y por tener un imán interior que hace que todo el mundo quiera entrar. El efecto de los espejos le confiere una atmósfera sinfín a los jardines y hace que se vean mucho más grandes de lo que son” afirma Rodrigo Samper.

  • Si está interesado en algún servicio de Arquitectura, Diseño de interiores o remodelaciones, por favor diligencie el formulario a continuación:

  • Should be Empty: